Instagram

Sube las mejores imágenes de Instagram


Como usuario de Instagram, sabemos que es muy importante que tus fotos queden lo mejor posible. De esta manera, te diremos cómo hacer para que puedas subir las mejores fotos a esta red social; paso a paso.

En primer lugar, debes saber que tanto Instagram, como Facebook, redimensionan y comprimen tus imágenes para que coincidan con sus parámetros. Del mismo modo, los algoritmos parecen menos agresivos que con Facebook. Y esto tiene sentido, ya que Instagram es en esencia, una red de intercambio de fotos.

Así mismo, es mejor hacer los recortes y el cambio de tamaño de las fotos, ya que dichos algoritmos son menos pesados. Igualmente, Instagram admite imágenes de hasta 1080px de ancho y entre 566px y 12350px de altura.

Ahora bien, cualquier cosa entre estas dos relaciones, también es buena. Ya que son solo valores máximos. Si tu imagen es más ancha, se cambiará el tamaño para que se ajuste a un ancho máximo de 1080px. De igual forma, si el recorte cae fuera de las proporciones aceptadas.

Ahora bien, Instagram no publica ninguna guía de tamaño de archivos de imágenes. Sin embargo, se ha descubierto que la mayoría de las fotos de Instagram pesan menos de 200 kb. Así pues, este tamaño de archivo es estándar para uso web. En este sentido, te daremos unas instrucciones para editar tus fotos y subirlas a Instagram de la mejor manera.

Editar las fotos antes de publicar

Antes de que empieces a recortar y a redimensionar imágenes, lo primero que debes hacer es editar tus imágenes antes de subirlas a Instagram. Esto no debe leerse como una manipulación completa de tus fotos, pero debes considerar algunos aspectos:

Debes limpiar cualquier mancha de polvo, manchas y otros inconvenientes.

Ajusta el brillo y el contraste de tus fotos.

Puedes aumentar también la saturación y los colores.

Solucionar cualquier inconveniente con el balance de blancos.

También, puedes hacer algo creativo como tonificar el color, convertir tu foto en blanco y negro. Así como también, puedes utilizar una aplicación de filtro.

Del mismo modo, las herramientas de edición de Instagram son bastante buenas, de modo tal que, puedes usarlas si quieres. También hay muchas aplicaciones de fotografía geniales y, por supuesto, si estás usando tu PC, siempre hay aplicaciones como Photoshop y Lightroom. Estas dos son tus mejores opciones.

Recorta y redimensiona tus imágenes

Una vez que tengas tus fotografías editadas y listas para subirlas, debes tenerlas listas para Instagram. Como te hemos mencionado líneas arriba, debes recortar y cambiar el tamaño de tu fotografía a 1080px de ancho y entre 566px y 1350px de altura. Otra opción es que puedes tener el peso del archivo en menos de 200 kb.

Con aplicaciones como Photoshop, Lightroom y la que tengas en tu ordenador, este proceso es bastante sencillo. Solo debes establecer la configuración de guardar o exportar a las dimensiones correctas. También, puedes utilizar la configuración de calidad para controlar el tamaño de tu archivo.

Cambiar dimensiones en smartphones

En los móviles inteligentes, las cosas son un poco más complicadas e incómodas. Esto debido a que necesitas utilizar aplicaciones por separado. Primero, debes abrir la fotografía en la aplicación de tu preferencia, recórtala y luego cambia el tamaño a las dimensiones correctas. Del mismo modo, puedes utilizar la configuración de calidad para controlar el tamaño del archivo como lo harías en una aplicación para PC.

Algo a tener en cuenta es que Instagram va a convertir tus fotos a tipo de archivo .JEPG; así pues, si estás subiendo una captura de pantalla, un archivo de logotipo o cualquier otro archivo que sea tipo .PNG, es posible que puedas observar algunos defectos. No obstante, esto es un problema con el formato .JPEG en general.

Por último, publica tus fotografías

Ahora bien, con tus imágenes editadas y correctamente dimensionadas, debes publicarlas en tu cuenta de Instagram. Ahora bien, y si has seguido todas estas pautas, los algoritmos de Instagram no deberían hacer demasiados cambios. Así pues, lo que subas en tu cuenta, es lo que verán los demás.

Por último, si subes las fotos y dejas que Instagram haga todo, tus fotos se verán bien, probablemente. Pero también es bueno que hagas todo lo posible por maximizar la calidad de la imagen. Y de esta forma, todo quedará bajo tu control, no de las redes sociales.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.