Axie Infinity desata un feroz debate sobre el futuro de los videojuegos

¿Es Axie Infinity un modelo válido de lo que podrían llegar a ser los videojuegos de los próximos años? La pregunta está en el aire gracias al avance de uno de los títulos con más éxito del año 2021 sin ninguna duda. Un juego basado en criptomonedas y en la tecnología ‘blockchain’ que se está convirtiendo en una forma perfecta de ganar dinero para muchos usuarios. Te registras, compras tus primeros “Axies”, los crías y mejoras y después los vendes. A priori muy sencillo, aunque en la práctica no lo sea. Pero si sabes bien a la clase de universo a la que te enfrentas, lo puedes conseguir.

Los jugadores deben tener en cuenta el tipo de Axie que adquieren. Esto es algo fundamental, pues en torno a ellos van a generar todo su valor. El estudio vietnamita Sky Mavis ha conseguido que cada uno de estos ‘pokemon’, como ya se les denomina en el mundillo gaming, sea único y sea la forma de hacerse con una pequeña parte del juego. Y también ha añadido misiones diarias para poder ganar monedas del juego, en las que se recompensa principalmente la cantidad de tiempo que se pase en la plataforma de juego. Los usuarios ganan dinero con ello, como ya habíamos visto en otros nombres como ‘Cryptokitties’.

Los denominados como “cryptojuegos” se basan en una inversión realizada por los jugadores que acaba teniendo su rédito con la revalorización de los activos o con los objetivos que vayan cumpliendo en la plataforma. Algunos pensarán que se parecen mucho a los llamados como minijuegos de slots que tienen en su catálogo los operadores de juegos de azar. Y no son exactamente así, pero comparten la filosofía de jugar para posteriormente conseguir ganancias. También la de poner dinero real en juego en el inicio. La diferencia es que en una slot te bastará con unos dólares, mientras que en Axies la criatura más barata rondará los 200$.

Ese es uno de los inconvenientes de un juego que comienza a estar en boca de todo el mundo. Que en este contexto que nos hallamos de pandemia mundial y crisis económica supone la salida para los ciudadanos de algunos territorios. Poco menos de la mitad de los usuarios procedían de Filipinas cuando Axie recabó datos durante este verano, si bien de países de Latinoamérica también se están sumando muchas cuentas. Es la escapatoria a tratar de combatir la situación a través del juego online, pero uno muy particular. ¿Futuro o moda? Las opiniones son muy variadas.

Teorías para todos los gustos

Una de las principales barreras con las que se pueden encontrar los usuarios al comenzar en este juego es la cantidad de productos que hay que adquirir antes del registro. Una cuenta en Binance o un intercambiador de monedas similar que acepte Ethereum; o un monedero de criptomonedas para ingresar tus fondos que no sea el de Ronin Wallet, que es el monedero oficial del juego y al que tienes que transferir tus fondos desde la otra cartera. Para algunos una manera de sumergirse de lleno en el mundo ‘crypto’ y para otros un auténtico dolor de cabeza.

A eso hay que sumarle que el precio mínimo de un Axie es de 0,1 Ethereum, que supone unos 200 dólares aproximadamente, según la equivalencia de la moneda en el momento de la compra. Es una inversión importante y que no cualquier usuarios puede asumir, y por eso se está creando un mercado de alquileres en el que se pone más fácil el acceder a los personajes del juego para todo el mundo. Esos mercados paralelos son un peligro para algunos expertos y un motivo de creación de especulación. Al especular se pueden crear burbujas y cuando explotan ya sabemos lo que ocurre.

La realidad es que los datos de Token Terminal, una plataforma para seguir de cerca el mercado de criptomonedas, demuestran que en abril de este 2021 los ingresos de Axie Infinity eran de casi 700.000 dólares. En mayo se fueron a los tres millones, en junio a los más de 12 y en julio llegó el bombazo con unos 150 millones aproximadamente. De 17.000 usuarios ha pasado a 200.000 este verano y poco a poco se siguen sumando adeptos. De hecho, el valor del juego se basa precisamente en eso.

Todo en el mercado de Axie Infinity se revaloriza continuamente porque cada vez más gente lo juega. ¿Qué ocurrirá si la moda pasa y el número de usuarios baja? Quizá aquellos que hayan realizado una inversión inicial se queden entonces sin poder recuperarla y pierdan parte de su dinero. El videojuego sigue la misma tendencia que los token y monedas crypto, en cualquier momento cambia su valor tanto para arriba como para abajo.

Lo que no se puede obviar es que está abriendo un camino interesante para el futuro de las ventas de NFTs. Lo está haciendo gracias a mejoras tecnológicas con respecto a otros juegos anteriores y que ahora no le pueden hacer apenas competencia. También la forma de jugar y la plataforma resultan muy intuitivas, además de que el tipo de juego y de enfrentamiento de personajes es algo que no se había visto antes en ningún otro cryptojuego. Que se puedan coger algunos de sus elementos para implementarlos en otros títulos parece algo muy posible. Pero de ahí a pasar a utilizar su estructura de pagar para ganar dinero se antoja complicado. Por ahora. Aunque quién sabe lo que esté por venir.


Deja un comentario