controladores gráficos de Intel

Obtén los controladores gráficos de Intel más recientes


Sabemos que los Gráficos de Intel son casi un estándar en todas las computadoras por igual. Ya sean PC portátiles u ordenadores de escritorio. Generalmente, estos componentes son los principales controladores de gráficos. Es decir, son los gráficos integrados que manejan tareas básicas y de bajo rendimiento.

Del mismo modo, los gráficos en sí no son malos en calidad, ni mucho menos. Aunque es mejor usar una GPU dedicada para juegos si la tienes, o si planeas jugar enteramente en tu PC. Ahora bien, Intel se ha estado enfocando en mejorar el rendimiento de las tarjetas gráficas y ha lanzado controladores Intel Graphics totalmente actualizados.

A su vez, Intel ha lanzado controladores gráficos específicos para Windows 10 y para Windows Server 2019. Por lo tanto, te vamos a decir cómo puedes obtenerlos, a través de estas indicaciones que te vamos a dar.

Controladores gráficos compatibles

En primer lugar, la compatibilidad de estos controladores está sujetas a varias cuestiones. Por ello, si tienes Windows 10, debe estar ejecutando la Actualización de Windows 10 1809.

En segundo lugar, debes tener una CPU compatible. Igualmente, puedes verificar si tu CPU es compatible visitando la página de descarga. Al final, hay una lista de CPU compatibles. A continuación, debe comprobar si la CPU está en la lista. Caso contrario, no podrás instalar los controladores gráficos.

Del mismo modo, puedes descargar los controladores desde la página oficial de Intel.

controladores gráficos de Intel

Cómo instalar los controladores Intel Graphics más actualizados

Ahora bien, cuando descargas el archivo, el mismo se guardará como un archivo .exe; del mismo modo, debes ejecutarlo como cualquier otra aplicación. Igualmente, se va a instalar el controlador. Ahora, si quieres verificar si el controlador se ha instalado correctamente, debes ir al Administrador de dispositivos.

Luego, debes expandir dicho controlador en el apartado “Controladores de pantalla”. Ahora, debes hacer clic derecho en la Tarjeta gráfica Intel y después, debes seleccionar “Propiedades”. Ahora, ve a la pestaña del controlador. La versión del mismo debe ser: 25.x.

El controlador que se está instalando no lo valida tu computadora

Ahora bien, debes saber que al querer instalar un controlador de estos, la misma puede fallar. Y en muchos casos, suele fallar. Por lo tanto, esto ocurre debido a que los fabricantes no permiten que los controladores se instalen como aplicaciones independientes. Desgraciadamente, esto puede ocurrir si incluso si el controlador y el CPU cumple con todos los requisitos de compatibilidad.

En casos como este, la empresa Intel no recomienda forzar la instalación de los controladores. Más aún, vas a sentirte desanimado porque de hecho, no lo va a permitir. De hecho, cuando se lanzaron estos controladores por vez primera, se descargaban como un archivo comprimido (ZIP). Por lo tanto, había una solución para los usuarios.

De hecho, esta solución permitió a los usuarios a forzar la instalación desde el Administrado de dispositivos. Del mismo modo, los usuarios instalaron los controladores con el mismo método contra el que advirtió Intel.

A partir de entonces, los archivos de los controladores se descargan como archivos .exe y el método de forzar la instalación, ya no funciona. El anterior método dio como resultado varios problemas. Especialmente, para aquellos usuarios con una GPU dedicada. Por lo tanto, Intel utilizó el archivo .exe para evitar problemas.

controladores gráficos de Intel

Hay alternativas para la instalación

Actualmente, si estás decidido a instalar los controladores más nuevos de Intel Graphics, puedes intentar instalar la aplicación llamada: Intel Driver & Support Assistant. Puedes usarla para verificar los requerimientos e instalar los controladores que estén disponibles para ello. Si no hay controladores compatibles, no debes forzar la instalación.

Por último, te decimos que no te perderás de mucho. Inclusive, si no tienes una GPU dedicada. Esto debido a que la mayoría de los usuarios no han notado una gran diferencia con respecto al rendimiento de sus sistemas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.