Mac perfecta

¡Arma tu Mac perfecta en la web oficial de Apple!


A la hora de comprar un nuevo equipo, puedes encontrar muchas opciones en las tiendas de electrónicos. Sin embargo, la mayoría de estos equipos ya traen una configuración de hardware predeterminada y que probablemente no se ajuste completamente a tus necesidades. Seguramente podrás pensar que no hay una Mac perfecta para ti.

Más allá de lo básico, la Mac perfecta

La próxima vez que vayas a una tienda Apple, puedes hacer el ejercicio de evaluar las capacidades de los MacBook o iMacs que ofrecen ¿Qué hay si pudieras armar el tuyo propio?

Si deseas algo más adecuado, siempre puedes armar tu Mac perfecta desde la página oficial del proveedor. En este sentido, Apple Store ofrece la posibilidad de recibir un pedido especial con las especificaciones de producto que elijas en su página oficial.

También en su página web, Apple dispone varios modelos preconfigurados, pero curiosamente algunas configuraciones más caras carecen de características que otras versiones no tienen, como, por ejemplo, Touch Bar.

Sin embargo, algunas opciones se presentan con varias potencialidades, con una configuración específica para cada modelo. Una vez elijas el modelo que quieras, podrás acercarte a lo que deseas adquirir, seleccionando de tu parte las potenciales actualizaciones a muchos de sus elementos.

Mac perfecta

Tendrás que esperar un poco más por la entrega, que usualmente tarda poco más de una semana, pero a cambio estarás más satisfecho, teniendo en tus manos la Mac perfecta, de acuerdo a tus exigencias.

A continuación, mencionamos los principales aspectos que pueden ser modificados en tus pedidos a través de la Apple Store.

Procesadores

Son la parte más importante del ordenador, ya que funcionan como su cerebro. Como tal, debes estar consciente de dos aspectos cuando quieras solicitar uno nuevo:

Velocidad del CPU

Indiscutiblemente se trata del factor más importante, ya que va a determinar en qué medida las tareas que asignes al ordenador sean ejecutadas. Para realizar una buena elección, tendrás que tener en consideración la velocidad de reloj, medida en gigahertzios (GHz). También deberás consultar la generación del chip que se ofrezca, sea i5 o i7.

Por lo general, mientras más GHz y mientras más reciente sea la generación, más rápido será el chip. En adición a esto, los chips i7 son más rápidos que uno i5. La velocidad del CPU importa cuando se trata de tareas dedicadas como el renderizado de video, así que considera una actualización en este aspecto si es lo que realizas a menudo.

¿Dual o Quad Core?

También quisieras observar cuántos núcleos puedas necesitar. Cada núcleo del procesador puede realizar una tarea por su cuenta, así que más núcleos implica que puedes realizar múltiples tareas al mismo tiempo sin perder rendimiento en el equipo. Si trabajas con muchas cosas a la vez, debes tener presente la necesidad de más núcleos en tu procesador.

El producto con más núcleos de Apple es la iMac Pro, que tiene 18 núcleos. A menos que trabajes con simulaciones espaciales y puedas permitírtelo, probablemente vaya a parecerte demasiado. Así que trata de buscar algo que sea equilibrado y se ajuste a tu presupuesto.

Memoria

También conocida como Memoria RAM, es el segundo aspecto prioritario de esta lista por la importancia que tiene para el funcionamiento de un equipo. Cada vez que abras un programa en tu Mac, los datos del programa ocupan espacio en la memoria RAM. Por lo tanto, mientras más programas tengas abiertos a la vez, menos memoria RAM tendrás disponible, dando como resultado cuelgues e inestabilidad del sistema.

Una vez que hayas ocupado toda la memoria RAM de tu ordenador, éste comenzará a usar Memoria Virtual, que no es más que una parte de tu disco duro que se destina para almacenar datos de programas.

Haciendo una comparación respecto a los discos duros más antiguos, que consistían en discos mecánicos, este procedimiento causaba lentitud en el sistema. Con la tecnología más reciente de los discos de estado sólido (SSD), los tiempos de carga apenas causan cierta diferencia en el rendimiento del equipo. Sin embargo, no supera en velocidad a la memoria RAM.

Pero, si eres el tipo de persona que tiene cientos de pestañas abiertas al mismo tiempo, podrías considerar mejorar tu memoria al menos hasta 16GB. Si solo usas tu Mac para trabajos sencillos, como navegación en internet o Email, con 8 Gb podrían bastarte.

Tipo y capacidad del disco

Finalmente deberías considerar mejorar el espacio del disco. Las notebooks Mac tienen por defecto discos que van desde 128GB a 512GB. Sin embargo, puedes mejorar tu selección con una capacidad hasta de 4TB de almacenamiento. Todos usando SSD.

Las iMac, por otra parte, todas vienen por lo menos con 1TB de almacenamiento en discos duros regulares. Puedes elegir entre mejorarlo a un SSD o a un disco Fusion, que combina la alta capacidad de un HDD y la velocidad de un SSD.

Los SSD (Solid State Drive, por sus siglas en inglés, so más pequeños que los discos duros tradicionales, pero suelen ser considerablemente más rápidos. Ya que no disponen de partes mecánicas, suelen ser más resistentes y silenciosos que un disco duro regular; pero también son más caros, un precio a pagar por sus ventajas.

Aunque pueda parecer que se paga mucho más que un HDD, la relación eficiencia costo hace que sea una opción considerable para muchos usuarios que desean mejorar los tiempos de carga de sus ordenadores.

Tarjeta Gráfica

La mayoría de las Mac de mediana gamma traen consigo tarjetas gráficas integradas. Apple construye las tarjetas gráficas en la placa principal, trabajando en conjunto al procesador. Funcionan bien para trabajos ligeros, pero tareas pesadas, como videojuegos, son poco convenientes para este tipo de tarjetas.

Las Mac más costosas traen consigo tarjetas gráficas dedicadas, que son componentes separados, por lo tanto, con un rendimiento superior en todo sentido.

Si realizas alguna actividad relacionado al trabajo con diseño gráfico o cine, o si eres un gamer, una tarjeta gráfica ofrecerá mejor rendimiento que una integrada. El tipo de usuario que requiere de maximizar su rendimiento gráfico son los que renderizan constantemente objetos en 3D, como un entusiasta de los videojuegos o un animador.

¿Qué actualizaciones debería priorizar?

Mac perfecta

Si tienes pocos recursos y solo puedes permitirte una de estas actualizaciones, tendrás que tomar una decisión. Ahora mismo, al comprar un Mac, debes tener decidido qué integrarle, ya que los días de seleccionar determinadas opciones para mejorarlas de forma específica han terminado.

Si hay un aspecto que casi todos encuentran relevante a la hora de una actualización, y lo que resulta un problema eventualmente, es el espacio del disco. La mayoría de las Mac de mediano nivel traen consigo discos de 256GB; tenlo en cuenta cuando efectúes tu compra ¡lo menos que quieres es quedarte sin espacio de almacenamiento y no poder guardar tu próxima serie!

Nuestra recomendación

Aquí hay un par de opciones personalizadas que podrían convenirte para armar la Mac perfecta:

Mejora a un SSD en lo posible para mejorar los tiempos de espera y evitar desperfectos mecánicos. Si no puedes pagar por un disco SSD de 1TB, siempre puedes elegir uno de 256GB, que es espacio suficiente para un usuario promedio y con un costo relativamente accesible.

La nueva Mac mini tiene una opción que permite mejorar su puerto Ethernet de 1Gb a 10Gb por 100 USD, lo que le hace una alternativa viable para aprovechar la velocidad total de los mejores planes de Internet.

La época del año también importa

Comprar tu Mac perfecta también tiene que ver en qué precios puedes pagar por ella. En determinada época del año puedes aprovechar descuentos y ofertas bastante apetecibles. Navega en la página oficial de Apple y evalúa las opciones que mejor te parezcan.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.