Solucionar problemas conexión VPN 1

¿Cómo solucionar problemas de conexión de una VPN?

Nuestra VPN se encarga de redirigir la conexión de Internet a través de un servidor seguro. Se trata de un truco que se suele utilizar para tener mayor privacidad en la red, ocultando nuestra identidad. Si estás interesado en ocultar información personal, no deberías dejar de instalar uno de estos programas. Pero, ¿qué pasa cuando aparecen problemas de conexión de la VPN? ¿Qué podemos hacer?

Lo primero que tienes que saber, es que ante estos inconvenientes, hay que actuar cuanto antes. Cuando la VPN no puede conectarse, básicamente es lo mismo que si nunca la hubieras instalado en tu PC. Si quieres mantener datos personales lejos de miradas indiscretas, debes solucionar los fallos.

Incluso, nosotros recomendamos usar una VPN para cualquier movimiento sensible que realices en Internet. Hay muchos softwares y hasta extensiones útiles que podrías agregar a tu ordenador en minutos.

Solucionar problemas conexión VPN 2

Posibles soluciones a problemas de conexión de una VPN

Aunque los errores de una VPN pueden ser variados, por suerte también lo son las potenciales soluciones. En las siguientes líneas vamos a abordar algunas de las más efectivas, aunque el listado es realmente infinito. De todos modos, llevando adelante cada una de estas alternativas, estamos seguros de vencer.

Revisa lo básico

Si bien puede que tengamos algo de experiencia en el uso de estas aplicaciones, sugerimos comenzar pensando en los fallos más simples. Por ejemplo, estás bien conectado a Internet, la información de inicio de sesión en tu VPN no contiene errores. Más allá de lo obvios que resultan estos errores, se repiten mucho más habitualmente de lo que creerías. Descartarlos será siempre el paso inicial.

Por otro lado, si acabas de actualizar el sistema operativo de tu ordenador, puede estar allí el inconveniente. Hay numerosos reportes en redes sociales y foros que dan cuenta de ello. Todo lo que tienes que hacer es reiniciar tu equipo, y volver a conectarte a la VPN como si nada hubiera ocurrido.

Verifica las especificaciones del router

Si has iniciado sesión en una VPN por primera vez, y notas que no funciona, puede que aún falte configurar alguno de sus aspectos. Te aconsejamos que eches un vistazo, primero a las especificaciones del enrutador. Esto, porque ciertos enrutadores no son compatibles con el paso de VPN. También hay otros que, al detectar estas redes privadas virtuales, dejan de brindar conexión.

Si tienes el manual del equipo, deberías consultar su información. Si lo has tirado a la basura, busca detalles en Internet o contacta con el proveedor de telecomunicaciones que te lo haya brindado. De este modo evitarás perder tiempo configurando un router que, tal vez, no sea compatible con una VPN.

Solucionar problemas conexión VPN 3

Probar con otro servidor VPN

En anteúltima instancia, si nada de lo anterior ha funcionado, existe una pequeña probabilidad de que no haya compatibilidad entre tu ordenador o sistema operativo, y la VPN que intentas utilizar. En esos casos, creemos que la mejor opción es bajar al menos un par de programas más, y ver qué tal nos va con ellos.

Así no sólo podrás descartar que el problema fuera de la VPN, sino además conocer un par de aplicaciones extra. Verás cuáles son sus características, rendimientos, y si tienes varias para elegir, puedes quedarte con la que mejor se adapte a tus necesidades. Incluso, algunos usan más de una red privada virtual en su PC.

Bloqueos del administrador de red

No tan sencillo de explicar, este obstáculo también resulta algo frecuente. Lo primero que tenemos que saber es que UDP es el protocolo estándar que utilizan los proveedores de VPN para enviar paquetes de datos. La normalidad señala que esos paquetes se enviarán a través del puerto 1194.

Pero como algunos proveedores de VPN además usan el protocolo OpenVPN de manera predeterminada, esto permite que el tráfico sea detectado por los administradores de red. Y varios de ellos tienen la política de bloquear esta actividad. Entonces debes ir a la Configuración de la VPN y ver qué protocolo utiliza.

Una buena alternativa sería, si tenemos esa chance, la de usar el protocolo TCP a través del puerto 443. Se trata del mismo que se usa para proteger sitios web, y suele resultar más seguro y estable. Pero no todas las aplicaciones de VPN nos permiten aprovecharlo. Por tanto, si ves que el protocolo UDP te trae dolores de cabeza, lo más aconsejable sería que directamente busques una VPN que funcione vía TCP.

¿Has podido solucionar tus problemas de conexión de VPN con estos sencillos trucos?


Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies