Servidor bare metal 1

¿Qué es un servidor bare metal y cuáles son sus ventajas?

A medida que vamos dando nuestros primeros pasos en el mundo de la informática, ya sea por cuenta propia o al frente de un emprendimiento o empresa, notaremos que van surgiendo necesidades. Necesidades inherentes a esta clase de proyectos. Para tener total control del desarrollo y crecimiento de nuestro negocio, como así también para gozar de la libertad de acción absoluta que se requiere en esta circunstancia, existen compañías que pueden ofrecer soluciones integrales en servidores dedicados. Hablamos de un servidor bare metal, softwares o infraestructuras.

No obstante, podemos encontrarnos con algunos problemas. Por caso, los elevados precios que esta ayuda profesional suele tener la mayoría de las veces. Recién en los últimos tiempos surgieron nuevas firmas capaces de darnos una mano por precios asequibles, sin por ello resentir la calidad de sus productos, como OVHcloud.

Servidor bare metal 2

Cómo definimos un servidor dedicado y cuáles son sus ventajas

Si se trata de definirlo rápidamente, podemos decir que un servidor dedicado es un equipo informático que, como su nombre indica, ha sido creado para un cliente que puede aprovechar la máxima potencia de la máquina. Se incluyen aquí todos los elementos que la conforman, desde la memoria RAM hasta la potencia de cálculo que se consigue.

Quienes suelen moverse en el mundo del cloud computing también suelen utilizar la expresión bare metal para referirse a esta clase de servicios. La principal diferencia entre estos servidores y los virtuales es que no existen capas que consuman parte de los recursos del aparato.

Otro de los beneficios de apostar por un servidor dedicado es que se obtiene un mejor nivel de control del mismo. Es el cliente el que queda a cargo de la configuración de la máquina hasta de la administración de cada uno de sus datos. Incluso de los entornos de seguridad que los protegen. En ciertos ámbitos, como los empresariales, esto significa disfrutar de niveles de instalación indudablemente más avanzados.

¿En qué se parecen y en qué se diferencian entre ellos?

Claro que, incluso cuando tengamos muy presente qué es un servidor dedicado, eso no siempre significa que sepamos cuáles son sus capacidades, o qué priorizar al momento de elegir. Ésta es una de las principales razones por las que conviene fijarse en compañías como OVHcloud, que poseen diferentes gamas de servidores dedicados, ya no sólo según el precio, sino también por los objetivos concretos que se persiguen.

De más está decir, entonces, que existen opciones que facilitan acceso a una memoria RAM superior, a un espacio de almacenamiento más generoso, o la disponibilidad de un procesador con mayor potencia de cálculo.

No obstante, esto no quiere decir que cada uno de ellos, por especializarse en ciertos usos, prescinda luego de otras prestaciones esenciales. Todos estos servidores dedicados coinciden en algunas de sus mejores características. Por ejemplo, la protección anti-DDoS para gamers, una red privada de hasta 10 Gbps o el RAID por hardware.

Servidor bare metal 3

Principales usos de los servidores dedicados o servidor bare metal

Los usos posibles de estos servidores son prácticamente infinitos. Abarcan desde el alojamiento de páginas en Internet y apps web, hasta el alojamiento de juegos en línea, el Big Data, tecnologías de machine learning, etc.

Justamente en términos de Bid Data se observa un crecimiento exponencial del uso de este tipo de servidores. Numerosas empresas y consumidores los escogen por algunas de sus particularidades, como el aprovechamiento integral de soluciones open source. Algunas, como Apache Hadoop o Apache Spark, son mejores alternativas que sus semejantes de pago.

Asimismo, los servidores dedicados de OVHcloud también prometen el máximo respeto en cuanto a los datos personales. Sean tuyos o de tus clientes, es un aspecto fundamental a tener en cuenta siempre.

También está el asunto de las arquitecturas híbridas. Es decir, la interconexión entre la red privada vRack y los servidores dedicados, que aporta una versatilidad superior a la que otros pueden ofrecer.

Por último, pero no menos importante, los clientes pueden recuperar sus datos personales inmediatamente cuando lo consideren oportuno. Esta cualidad se llama reversivilidad, un valor muy bien ponderado en los tiempos que corren.

Como puedes ver, los servidores dedicados son casi indispensables para cualquier emprendimiento o empresa que quiera moverse en ámbitos informáticos, y hacerlo con soltura y seguridad. Y sus usos son numerosos y variados.

Y ahora que conoces sus ventajas y usos, ¿cuáles te hacen pensar en contratar un servidor bare metal?


Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies